Blogia
Los archivos de EL EMPERADOR DE LOS HELADOS

Halloween Double Feature: Salanova

 

L’aldilà (1981): "L’aldilà" (o más conocida para los españoles como "El más allá") es una de las indudables obras maestras que Fulci hizo junto a Dardano Sachetti como coguionista. Pues, bien, como indicó muy bien Absence, es una especie de exploit de "Inferno" (1980, Dario Argento) pero genuinamente fulciana, y contiene una cantidad de planos terroríficos perfectos: arañas devorando a un hombre, ojos saltones en blanco, una crucifixión, perro devorando a una mujer ciega (sí, una idea calcada de la perfecta "Suspiria"), etc. Es en su final cuando realmente llega al punto álgido de su perfecta atmósfera malsana, cuando realmente la película de Fulci llega al horror puro, a la perfección: nuestra realidad se ha transformado en el infierno, ciegos y solos junto a los muertos. Atrapados en una maldición. Ese final que parece traducir los textos de Lovecraft, redondea una de las mejores películas de terror que haya existido, y por lo tanto, imprescindible para una noche de Halloween como Satán manda. [IMDb]

The Devil Rides Out (1968): Una sesión perfecta de Halloween debería contener, al menos, un film de la Hammer. Qué mejor que una de las películas dirigidas por Fisher, y guionizada por un titán como Richard Matheson. "The Devil Rides Out" es una aventura de terror gótica entretenidísima de la Hammer, aunque difiere de los habituales personajes característicos. En el film encontramos a un Christopher Lee como perfecto héroe aristócrata en medio de una lucha contra una secta comandada por un Sir Aleister Crowley de la vida capaz de controlar la mente, un detalle que convierte en la película en una sucesión de giros, previsibles e imprevisibles, que devienen en problemas todavía más gordos, más hiperbólicos, inquietantes y más, sí, perversamente diabólicos, y  hasta su final siempre parece alejada de finalizar agradablemente. Perfectamente estructurada, y con una dirección virtuosa, "The Devil Rides Out" no frena ni por un momento su ritmo, sino que lo intensifica hasta dejar sin respiro en un clímax final algo más flojo que el nivel general de la película. Destaco la aparación estelar de un Satán siempre imponente, en una de las escenas más memorables de la película. [IMDb]

- Por Salanova de los espíritus.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Salanova -

Jaja! es que me lo veo, oiga, yo me veo al malote de The devils ride Out como un Sir Aleister Crowley de la vida. Mare meua, yo creo que Crowley tenía esos poderes, y si no los tenía, los quería.

Alvy Singer -

Con The Devil Rides Out hay que tenerlo todo tan claro en esta vida. Pero qué cosa, "el sir Aleister Crowley de la vida"!!!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres