Blogia
Los archivos de EL EMPERADOR DE LOS HELADOS

Maldad. Caos. Jabón. ¿Coreografías?

Maldad. Caos. Jabón. ¿Coreografías? Algo así como el musical de "El Planeta de los Simios" que protagonizó Troy McClure (o como la particular versión de "El rey y yo" que montó Peter Griffin), se rumorea que "El Club de la Lucha", la novela-manifiesto de Chuck Palahniuk, está a punto de ser llevada al off-Broadway en una versión musical que, supongo, hará temblar los cimientos del teatro actual y del sentido común. Pero nunca se sabe: igual mola. Mucho más de lo que se puede decir de este videojuego que ha desarrollado Vivendi aprovechando los derechos de la magistral adaptación cinematográfica que realizó David Fincher allá por 1999. En Fight Club: The Game lo único que tenemos que hacer es darnos mamporros mientras suena la música de los Dust Brothers. No me malinterpretéis: el juego tiene una calidad gráfica buenísima, un realismo insusual, unos movimientos novedosos y es entretenido; pero... ¿desde cuándo "El Club de la Lucha" va sólo de lucha? A mí se me ocurren un montón de ideas mejores para un juego basado en un libro de Palahniuk. Una pantalla de destrozar coches caros con bates de baseball no hubiera estado mal. Ni tampoco una de fabricar explosivos.

2 comentarios

Noel -

Gracias. Tu blog también está muy pero que muy bien, sobre todo por "esas" fotos (¿de dónde las sacas?). Otro saludo para ti.

Ararat -

Pasaba por aquí para felicitarte por tu blog, me gusta mucho, gracias por tu visita.
Un saludo